Marta: “No és un accident amb el botox; m’han tret mucosa bucal per posar-la a l’ull”

Dijous de la setmana passada, la Marta Bustos va tornar a ser operada. Aquest cop, però, va ser a la clínica Barraquer, de Barcelona. Aquesta jove de Terrassa, resident als Estats Units, va patir ara fa uns mesos un accident greu que li va causar cremades a la cara i als ulls. L’egarenca, amb l’ajuda de la seva mare, Anna Góngora, van iniciar una campanya a Gofundme per poder costejar tota l’estada a l’hospital i els diversos tractaments i intervencions. Van aconseguir més de 230 mil euros.

Doncs bé, la Marta va arribar la setmana passada a Catalunya i va anar directe a la clínica oftalmològica, una de les més prestigioses del país. La principal preocupació continua essent l’ull dret que sembla que no s’acaba de recuperar. La nova intervenció ha consistit a utilitzar mucosa bucal per recobrir l’ull i d’aquesta manera ajudar a restaurar la pressió ocular. L’operació ha anat bé, i fins i tot, Bustos ha fet broma dient que “el llavi nivell Angelina Jolie no és un accident de botox”. Ara ja és a casa, on espera poder veure si ha obtingut bon resultat.

Hola bellos Hoy ha sido el segundo día amaneciendo en casa después de la operación de cinco horas del jueves. El labio nivel Angelina Jolie no es un accidente de botox, sino otra de las maravillas de la ciencia: coger una parte sana de mi cuerpo para usarla en otra que necesita ayuda; vaya como lo que vosotros habéis hecho conmigo con vuestra solidaridad. Han usado la mucosa bucal para recubrir el ojo derecho y lo han cerrado con un par de puntos para que enraíce. La idea sería que el ojo produjera humor acuoso para restaurar la presión ocular. Una de las increíbles doctoras que lleva mi caso me presentó a un paciente que recién recuperó la vista hace quince días, después de veintinueve años siendo invidente. Otro de esos momentos especiales que te ponen la piel de gallina y hacen valorar lo increíblemente afortunados que somos. Estando en el hospital y pasando por este tipo de procesos crece la admiración, más si cabe, por profesiones como la enfermería. Así como admiración hacia la gente involucrada en donaciones, tanto la que trabaja en el ámbito, como las familias que deben tomar decisiones muy valientes en situaciones tan duras. Muchas gracias por vuestras palabras de ánimo, tanto virtuales como a la gente que me he ido encontrando. Me llenáis de fuerza y me hacéis sonreír el alma. No olvidéis decirles a los vuestros que los queréis más que a vuestro humor acuoso. Se me había olvidado desearos un buen inicio de otoño, pero mejor tarde que nunca. Que las bufandas os acompañen. Cucurrucucú Paloma – Silvia Pérez Cruz

A post shared by Marta Bustos Góngora (@stuntmanmarta) on

Nou comentari